Uncategorized

Los días en que conocí a Edson Velandia

-Los días en que conocí a

Por Alexander Quiñones Moncaleano
Para quienes no conozcan a Edson, acá les vamos a contar quien es y le vamos a dejar algunos videos para que escuchen su música. Pero también le vamos a contar cómo lo conocimos y cómo desde esos instantes distantes lo queremos y lo admiramos. Lo admiramos no porque sea famoso, sino porque es una persona afable y que contagia tranquilidad.

Edson Augusto Velandia Corredor nació en Bucaramanga el 19 de noviembre de 1975 y vive en desde el año 1984. Actor y músico de los grupos Gestus y PFU en Collor, ha pertenecido a los grupos Santacruz, Poema del Desorden, Cabuya, Velandia y La Tigra, La Velandia Bin Ban, Velandia y su Orfestra; también fue el creador y director de Serenauta y La Bacinilla de Peltre, convirtiéndose en un músico y compositor indispensable a la hora de hablar de los nuevos sonidos colombianos.
Hijo de un músico autodidacta y que Edson llama su polo a tierra, creció desde los ocho años recorriendo las calles del pequeño municipio de Santander que a dado a conocer a varios grandes artistas y escritores, poetas como son el Tomás Vargas Osorio. El músico se dio cuenta que la música era lo suyo a través de una canción que no parece su estilo, tiempo de vals, de Chayanne, esa canción le permitió darse cuenta que el canto tiene un asunto místico que se experimenta como una cosa que trasciende el alma, es una manera de hacer poesía con el cuerpo, con la voz. Eso lo descubrió Edson a los 15 años cuando por medio de un castigo le dieron el mejor regalo que la vida le pudiera dar. Así lo castigaron en el colegio, poniéndolo a cantar Tiempo de Vals, y desde ahí no pudo dejar de hacerlo, para fortuna suya y nuestra también.

A Edson lo conocí finalizando la década de los 90 en los pasillos del campus universitario de la . Allí farreamos un par de veces, y desde entonces nos cruzamos cada cinco años aquí y allá. Alguna vez nos encontramos en una farra en el municipio de Barichara y allí entendí que Edson era un artista genial, esos que saben transformar su vida en música y que su performance es simplemente embriagador, como debe ser el performance del artista, del músico. Los que lo hemos conocido de cerca y no tan cerca, sabemos que su música deja una huella en nuestra alma. Cuando conocí a Edson me di cuenta que el artista tenía mucho que contar y cantar. Y hoy nos sigue deleitando con su voz maravillosa, con su sonrisa de loco y con su ya poco cabello. Hemos oído el billetico, , y el homenaje que le hizo a Jaime Garzón. Y muchas otras. Porque Edson Velandia es un hombre con una sensibilidad social contundente, que se ríe y se burla de la realidad social del país, pero una burla que sabemos que la hace para ¿transformar? Quizá.

No nos llamemos a engaños, Edson Augusto Velandia Corredor, nos ha hecho saltar, gritar, y sabemos que lo seguirá haciendo con su música y poesía.

“Y esta canción la hice para hacerle un homenaje al ladrón de anden al único ladrón al que yo admiro y merece todo mi respeto, ese ladrón que lo roba a uno de frente, da la cara, no lo roba a uno prometiéndole cosas, no necesita pedir el RUT ni la cédula, no le pide cuenta de cobro, no hay que hacer fila, no hay que solicitar la cita, este ladrón lo roba a uno de frente sin descuentos, sin retención en la fuente…”

no critiques, crea

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *