Brasil

Trabajador cae muerto en supermercado brasileño y sus compañeros  lo cubren con paraguas y no llaman a las autoridades hasta después del cierre de la tienda

Trabajador cae muerto en supermercado brasileño y sus compañeros  lo cubren con paraguas y no llaman a las autoridades hasta después del cierre de la tienda

Trabaje hasta que muera, que acá no respetaremos su dignidad: un trabajador cae muerto en una tienda brasileña, pero sus compañeros lo cubren con sombrillas y cajas en lugar de cerrar la tienda y llamar a las autoridades.

Un hombre murió en una tienda Carrefour Brasil, pero su cuerpo fue dejado en el piso de la tienda cubierto con paraguas y rodeado de cajas de cartón mientras la tienda permanecía abierta, lo que provocó indignación cuando las imágenes se volvieron virales en las redes sociales.

El incidente ocurrió en una tienda en el estado nororiental de Recife el 14 de agosto, pero recién salió a la luz esta semana, en medio de una avalancha de críticas en las redes sociales de que el cuerpo no fue retirado y que la tienda no cerró.

El gerente de ventas , de 59 años, sufrió un ataque cardíaco mientras trabajaba en la tienda. Se administraron primeros auxilios pero Cavalcante falleció en la tienda, según un comunicado de Carrefour.

Carrefour Brasil se disculpó el miércoles y dijo que su manejo del incidente fue inapropiado.El cuerpo fue dejado en el piso de la tienda, oculto a la vista con paraguas y rodeado de cajas de cartón, en la foto de arriba.

“La empresa se equivocó al no cerrar la tienda inmediatamente después de lo sucedido para esperar el funeral, así como al no encontrar la forma correcta de cuidar el cuerpo”, dijo.

Según Carrefour, el hombre era el gerente de ventas Manoel Moisés Cavalcante, de 59 años, quien se enfermó dentro de la tienda. Se dieron primeros auxilios y se llamó a una ambulancia.

Manoel Moisés Cavalcante, Brasil-Carrefour

Después de la muerte del hombre, Carrefour dijo que “siguió las pautas para no sacar el cuerpo de su lugar”.

La filial local de Carrefour SA de Francia, una de las cadenas minoristas más grandes de Brasil, dijo que ahora ha cambiado sus pautas para incluir el cierre obligatorio de la tienda en el futuro.

“Pedimos disculpas a la familia y estamos dispuestos a apoyarlos en cualquier forma que sea necesaria”, dijo Carrefour en su declaración.

Esta no es la primera controversia en torno a la forma en que Carrefour maneja los incidentes en sus tiendas en Brasil.

En 2018, un guardia de seguridad en una tienda en el estado de Sao Paulo mató a un perro callejero luego de golpearlo con una barra de metal, un caso que causó repulsión en las redes sociales y con grupos de bienestar animal.


[Si deseas apoyar al periodismo emergente para que siga creciendo y contribuyendo  a la sociedad, puedes hacer tu aporte en ⇒ Vaki]


Si te ha gustado, ¡compártelo con tus amigos! No critiques, crea

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *