Teniente de la policía a la cárcel por desaparecer cuerpo de menor de edad [Vídeo]

Teniente de policía Yeison Leandro Mejía Vásquez

Teniente de la policía dio la orden de desaparecer un cuerpo de un menor en el municipio de Belalcázar. “Desaparezca ese cuerpo, no puedo cargar homicidios a mi jurisdicción”.

Luego de acoger los argumentos de la Fiscalía, el juzgado municipal de Belalcázar (Caldas) dictó medida de aseguramiento intramuros en contra del teniente de la Policía Nacional, Yeison Leandro Mejía Vásquez, y Juan Víctor Salinas, alias el Mono o Pecoso, por su presunta participación en el homicidio de un menor, de 17 años, perteneciente al Resguardo Indígena Totumal de esa localidad.

Salinas fue procesado por los delitos de homicidio agravado, porte ilegal de armas de fuego; y ocultamiento, alteración o destrucción de elemento material probatorio a título. Mientras que al uniformado la Fiscalía le endilgó los delitos de favorecimiento a título de autor; ocultamiento, alteración o destrucción de elemento material probatorio a título de determinador, y abuso de autoridad por omisión de denuncia.

Según los argumentos presentados por el ente acusador, el pasado 22 de mayo a las 6:00 a.m. Salinas supuestamente le disparó al adolescente y le causó la muerte, luego de que este al parecer ingresó sin autorización a la finca donde trabajaba el procesado.

Los testimonios recolectados indican que alias el ‘Mono’ habría llamado al uniformado a contarle lo sucedido, pero él aparentemente le dijo que ocultara el cuerpo, porque su estadística en el municipio no registraba homicidios y no podía dañarla.

Salinas habría ocultado el cuerpo, envuelto en costales y tirado al río Cauca, mientras que las autoridades, su familia, y la comunidad indígena lo buscaban.

El 29 de mayo hallaron un costal flotando en el sector de La Carrilera, vereda El Retiro del corregimiento de Arauca en Palestina (Caldas). Se trataba del cuerpo del menor, que fue identificado por un tatuaje que tenía en el cuello y que había descrito la familia.

Uno de los testigos se refirió a las conversaciones constantes que según él, sostenía el uniformado imputado con Salinas.

En medio de las diligencias el ente acusador reveló varias interceptaciones telefónicas, entre alias el Mono, el uniformado y su pareja sentimental en las que dan detalles de lo que estarían ocultando.

Funcionarios del Cuerpo Técnico de Investigación (CTI) de la Fiscalía, con apoyo de la Policía, capturaron al uniformado en la Estación de Policía de Chinchiná (Caldas), a donde había sido trasladado en las últimas semanas. Por su parte, Juan Víctor Salinas fue detenido en el corregimiento de San Gabriel en Santuario (Risaralda).

La defensa de Mejía Vásquez apeló la decisión del juez de cobijarlo con medida de aseguramiento intramuros. Con información de la Fiscalía General.

[Si deseas apoyar al periodismo emergente para que siga creciendo y contribuyendo  a la sociedad, puedes hacer tu aporte en ⇒ Vaki]

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *