Suicidio incrementa en Colombia: salud mental y desigualdad

Suicidio desde alturas es acontecimientos que vemos todos las semanas en diferentes ciudades del país. En Bucaramanga, en Pereira, en Ibagué. Las personas escogen los viaductos o puentes para acabar con sus vidas. Algunos de ellos son frustrados por las autoridades y otros por personas que pasan y se detienen a ver cómo pueden detener estos actos desesperados.

En el 2019 Colombia se estremeció por el suicidio de una mujer que decidió terminar con su vida junto con su pequeño hijo de 7 años. El vídeo se hizo viral y infortunadamente presenciamos, casi en tiempo real, el momento que la mujer y su hijo se precipitaron al vacío. Sin que las autoridades pudieran hacer nada.

La polémica estaba servida. Para muchos mostrar este tipo de videos no es necesario y al contrario fomenta el morbo y el llamado efecto de ejemplificación. Las redes nos muestran este tipo de vídeos y también generan una especie sensibilización, entendida esta sensibilización como acostumbrarnos y normalizar ver este tipo de actos desesperados de las personas de quitarse la vida.

El viaducto César Gaviria Trujillo de la ciudad de Pereira, es un lugar desde donde muchas personas escogen lanzarse al vacío. Por eso está con barandas altas y de seguridad, y aun así las personas se siguen lanzando. Esta semana vimos como una mujer la policía logró frustrar su suicidio.

Las cifras no son esperanzadoras. Entre enero y octubre del año pasado, 2020, se quitaron la vida en Colombia 2.182 personas, según datos preliminares del Dane; esto es, 173 menos que en el mismo periodo del 2019, cuando fueron 2.355.

El suicidio se mantiene como una de las principales causas de muerte en todo el mundo y en Colombia luego de haber registrado una disminución el año pasado, en el primer trimestre de este 2021 muestra un incremento de 3.9%, con mayor número de casos en los hombres.

Así se evidencia en el informe que sobre estadísticas vitales registra el Dane y, según el cual, en el período mencionado 708 colombianos se quitaron la vida, de los cuales 585 fueron hombres, lo que significa un incremento de 10.8% con relación al mismo período del año anterior y convirtiéndose en la primera causa de muerte externa en este género.

Las cifras hablan de incremento. Incremento que tiene que ver con factores como la depresión o enfermedad mental, también con la desigualdad que vive el país. Sin que el Estado pueda o quiera hacer mucho.

[Si deseas apoyar al periodismo emergente para que siga creciendo y contribuyendo  a la sociedad, puedes hacer tu aporte en ⇒ Vaki]

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *