Estados Unidos

¿Qué es el #Obamagate? Las claves de la lucha entre Obama y Trump



 El Shabbat 



  • Anoche, Donald intensificó los ataques contra Barack después de que su predecesor criticara su respuesta de coronavirus ‘caótica’ en una llamada filtrada
  • Respondiendo a un tuit que afirma que Obama “es el primer ex presidente que habla en contra de su sucesor”, Trump escribió: “¡Lo atraparon, OBAMAGA!”
  • Se produce después de una grabación de la llamada web de media hora de Obama con la Asociación de Antiguos Alumnos de Obama filtrada el viernes, durante la cual afirmó que la respuesta de Trump a la crisis de COVID-19 había sido un “desastre caótico absoluto”
  • Los tuits de Trump hicieron referencia a la retirada de los cargos de la semana pasada contra el ex asesor de seguridad nacional Michael Flynn como evidencia de que Obama había estado involucrado en una “estafa de juicio político”
  • Obama dijo a sus exalumnos que la retirada de los cargos contra Flynn demostró que la administración Trump había puesto en riesgo el ‘estado de derecho’ de los EE. UU.  

‘¡OBAMAGATE!’ Donald Trump intensifica sus ataques contra su predecesor por una llamada filtrada que cierra su respuesta de coronavirus ‘caótica’

el presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, atacó el domingo a su predecesor, Barack Obama, tuiteando “OBAMAGATE”, lo que implica que este último estaba relacionado con la muy criticada investigación del FBI sobre el ex asesor de seguridad nacional de Estados Unidos Michael Flynn e intentó “sabotear” la nueva administración entrante .

El sábado se filtró una conversación privada de Barack Obama donde criticaba duramente la estrategia que ha seguido Trump para combatir el coronavirus. “Es un desastre absolutamente caótico“, dijo el expresidente.

Estas declaraciones han molestado muchísimo a Donald Trump, que lanzó una batería de tweets desacreditando a Obama e implicándolo en una trama para que el multimillonario no llegase a la Casa Blanca: el Obamagate.

La historia que lleva a esta acusación empieza durante la campaña electoral de 2016, cuando se detectaron ataques cibernéticos de Rusia al Partido Demócrata de Hillary Clinton. Este hecho hizo sospechar que su rival, Donald Trump, pudo estar colaborando con Rusia para conseguir llegar a la Casa Blanca.

Poco después de ganar las elecciones, Trump nombró a Michael Flynn como su asesor de seguridad, y pronto se filtró que este había tenido reuniones con el embajador de Rusia en EE.UU. antes de las elecciones presidenciales. Al ser preguntado por ello, Flynn mintió y  tuvo que dimitir de sus cargos, además de ser detenido y puesto a disposición de la justicia.

La semana pasada el exasesor de seguridad de Trump fue absuelto de todos los cargos y ahora, a través de su abogado, ha decidido adoptar una estrategia distinta:  acusa a Obama de haber colaborado con el FBI para atraparlo y denigrar la imagen de Donald Trump.

Flynn señala que los agentes del FBI no le informaron de que estaba siendo investigado cuando le tomaron declaración, por lo que vulneraron sus derechos: “Estos agentes planearon  entre ellos cómo no avisarle, incluso si él era la persona investigada”, dijo este domingo su abogado a FoxNews.

Con este nuevo giro, Trump y los medios afines a su discurso, como Fox, han decidido abrir el melón del Obamagate, asegurando que el expresidente colaboró con los servicios de inteligencia para dar caza a Flynn y relacionar a Trump con Rusia.

Si te ha gustado, ¡compártelo con tus amigos! No critiques, crea

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *