Lorena Quaranta, médico de 27 años, asesinada por su novio quien la acuso de haberlo contagiado de COVID-19

Lorena fue asesinada por su novio quién dijo que la mujer lo había contagiado de COVID-19. Pero  los invstigadores sugieren que es una muy burda manera de esquivar la responsabilidad en el feminicidio.



 El Shabbat 



Lorena fue asesinada por su novio quién dijo que la mujer lo había contagiado de COVID-19. Pero  los invstigadores sugieren que es una muy burda manera de esquivar la responsabilidad en el feminicidio.
Tras realizar pruebas médicas a ambos se informó que ninguno era portador del virus. El hombre deberá enfrentar la justicia por el delito de feminicidio.

Los balcones y puertas de Italia amanecieron este viernes 3 de abril con sábanas blancas llenas de mensajes de despedida para la doctora Lorena Quaranta, quien fue asesinada por su pareja luego de que el sujeto creyera que lo había contagiado de COVID-19.

Lorena fue asesinada en su hogar ubicado en la localidad italiana de Messina, el martes 31 de marzo, por su novio Antonio De Pace, quien fungía como enfermero en el Hospital Siciliano, donde Lorena de 27 años atendía a los pacientes con el virus.

De acuerdo a lo mencionado por medios italianos, la pareja discutió porque el hombre culpó a Lorena de haberlo contagiado del virus y la estranguló hasta terminar con su vida. Fue el mismo Antonio quien llamó a la policía y dijo que había matado a su novia porque lo contagió de COVID-19.

Cuando las autoridades llegaron al lugar encontraron a Lorena sin vida y a Antonio con cortes en las muñecas, por lo que fue trasladado a un hospital para recibir atención médica.

En los días previos a su muerte, Quaranta había estado activa en su página de Facebook, comentando los desafíos que enfrenta el personal médico en Italia.

“Ahora más que nunca necesitamos demostrar responsabilidad y amor por la vida. Deben mostrar respeto por ustedes mismos, sus familias y el país”, escribió la joven. “Deben pensar y recordar a aquellos que dedican sus vidas diariamente a cuidar a nuestros enfermos”.

En una publicación sobre esta trágica noticia, Cateno De Luca, alcalde de Messina, ciudad donde la joven estudió medicina, señaló que la cuarentena nacional era un momento particularmente difícil para las víctimas de abuso doméstico.

Favara, sábanas blancas para la llegada del cuerpo de Lorena Quaranta

El cuerpo de Lorena Quaranta llegó a Favara. Recorrió el pueblo donde la gente aplaudía desde los balcones, en los que cuelgan las sábanas. La niña recibirá el título en memoria También el alcalde de Dasà, un pequeño pueblo en el área de Vibonese, exhibió en el balcón del ayuntamiento una sábana blanca como señal de participación en el dolor por Lorena, asesinada el martes pasado en Messina por su compañero Antonio De Pace, quien es de Dasà. La decisión del alcalde Raffaele Scaturchio. Scaturchio había expresado su simpatía por la familia de Lorena y toda la comunidad a través de la primera ciudad de Favara. El mismo alcalde también trajo el pensamiento del párroco de Dasà don Bernardino Comerci, quien invitó a rezar por las dos familias devastadas por el incidente. (por Alan David Scifo)

[Si deseas apoyar al periodismo emergente para que siga creciendo y contribuyendo  a la sociedad, puedes hacer tu aporte en ⇒ Vaki]

1 pensamiento sobre “Lorena Quaranta, médico de 27 años, asesinada por su novio quien la acuso de haberlo contagiado de COVID-19

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *