Las protestas de Hog-Kong del 2019 una lección de resistencia popular que asombró al mundo

Por Dan Gamboa Bohórquez

Las protestas de Hog-Kong. En el 2019, los habitantes de Hong Kong salieron a protestar por una Ley de Extradición que vulneraba su autonomía. En esta columna les voy a hablar de las tácticas, la innovación, el uso de tecnología y descentralización de esas marchas que asombraron a todo el mundo.

Durante mis visitas y registro a varias protestas de Hong Kong pude ver de primera mano cómo funcionaban estas tácticas. Hablaremos de tácticas de agrupación, persuasión, atención y difusión. Estas han sido estudiadas por académicos y están disponibles para consultas.

Las protestas fueron descentralizadas y acéfalas. Esto es muy importante a recalcar: habían grupos de apoyo, pero no había ningún líder visible. Incluso, las llegaron a denominar protestas de “código abierto”.

A través de un proceso participativo de democracia digital, los activistas votaban sobre tácticas e intercambiando ideas sobre los próximos pasos de una manera igualitaria. Se usaron grupos de Telegram o foros de internet.

Un aspecto importante de la protesta es la fluidez. Incluso se basaron en la filosofía de lucha de Bruce Lee (hijo adoptivo de Hong Kong) de ser como “el agua”.

¿Y que significa esto?

Habían tres posturas: “duros como el hielo”: al enfrentarse a la policía, debían construirse barricadas. Para eso desmantelaban con destornilladores las rejas de los andenes y las amarraban usando candados de plástico.
“Moverse como la niebla”: cuando los policías atacaban o avanzaban, todos huían rápidamente pero antes, concertaban otros puntos de la ciudad para volverse a reunir. La marcha aparecía en minutos en otra calle y la policía debía nuevamente moverse, con todo y equipamiento.
Finalmente, “reunirse como el rocio”. Imagine que de repente estabas en un centro comercial comprando y de la nada, un grupo de jóvenes se detenía, y cantaba arengas. En segundos, desaparecían, se “evaporaban”. Un flashmob.
Hubo un asunto clave y fue el principio de la unión y la cohesión. Se promovió el respeto mutuo por las opiniones divergentes dentro del movimiento de protesta. Los manifestantes “pacíficos” que no compartían las acciones vandálicas de los “luchadores” no dejaron de apoyarlos.
Se crearon clínicas encubiertas, donde estudiantes de medicina asistían inmediatamente a los heridos para evaluar primero si era necesario enviarlos hasta el hospital.
Incluso nació un movimiento llamado Protect The Children (protejan los niños). ¿En que consistía? Los adultos voluntarios se ponían en primera línea para disuadir a la policía mientras los jóvenes se disipaban.
Ahora hablemos de la acción.
Y esto Primero, las marchas adoptaron formaciones casi que copiadas d ellos romanos. Y para esto usaron sombrillas. ¿La idea? Cubrir la identidad de todos entre sí. Noten en este timelapse que tomé como se abren y cierran al pasar suministros.
Ahora en cámara lenta: miren como en cadena llevan suministros a primera línea. Las sombrillas también servían para armar núcleos que permitían mover las barricadas sin ser identificables por cámaras o agentes desde pisos superiores.
Usaban hasta códigos de ropa, como camisas negras o incluso, lenguajes de signos para comunicarse entre sí: gestos con brazos, puños o palmas.
Definieron roles dentro de las marchas. ¿Recuerdan lo de los pacíficos y los luchadores? Actuaban de forma simbiótica a pesar de las diferencias de pensamiento. Los primeros entregaban suministros y estaban listos con kits de primeros auxilios, los segundos apagaban gases.
Para evitar ser grabados por medios tradicionales, tenían una táctica: punteros láser. Esos eran apuntados directamente a las lentes de cámaras de televisión y de fotografía con tal de evitar ser difundidos y descubiertos.
Los punteros láser se volvieron una de las armas más fuertes de las protestas. Por ejemplo, los runners subían a las montañas en cientos durante la noche y apuntaban todos al unísono hacia el sus punteros láser mientras desplegaban pancartas.
Para evitar que la policía se desplazara, hacia ellos, ponían jabón, aceites y pilas en el suelo. Cualquier cosa que impidiera que la policía se moviera era bienvenida. Aunque la fuerza pública fue atacada en varias ocasiones, el patrón era más detener su movimiento.
La protesta también existía fuera de la primera línea. Los habitantes de Hong Kong adoptaron una protesta cotidiana y diaria. Se crearon “muros de Lennon”: mensajes en post-it por la libertad y la democracia pegados en todas partes. Habían unos 150 en todo Hong Kong.
La gente escribía su mensaje y lo pegaban en la pared en cuestión de segundos. Eran tantos, que desaparecían en un día y volvían a llenarse en la mañana.
Se crearon círculos económicos. Ya que existía esta idea que los protestantes no “producían a la economía”, las empresas que estaban a favor de las marchas crearon un Círculo Económico Amarillo, un intento de segregar a los comerciantes en pro-democracia o pro-gobierno.
Las tiendas amarillas cercanas entre sí se unían ocasionalmente para organizar promociones cruzadas. Asi fidelizaban aún más a los clientes y se ayudaban mutuamente.
No es mentira cuando les digo que era fácilmente identificable que empresa estaba a favor de la marcha y cual no. Sin embargo fue una medida criticada en defensa de la “libertad económica”.
Los manifestantes también iniciaron una campaña en línea llamada “Bye Buy Day HK”, que instó a los activistas a gastar menos dinero todos los viernes y sábados y evitaron ir de compras o cenar en empresas pro-Beijing.
¿Y había espacio al arte y la música? Agárrense los pantalones. El himno cristiano de 1974 “Halleluyah” fue el “himno no oficial” de las protestas. Esto hizo que una sola canción fuese identificable y además, subía en los charts.
Entonces la gente sabía que si esa canción “protesta“ estaba en el en las más oídas de Spotify o Apple Music por ejemplo, era porque la protesta era muy popular.
Por las noches, inspirados en los cácerolazos de America Latina, se reunían a una hora un “concierto nocturno”. La idea vino desde el foro LIHKG. No solo eso. ¿Quieren ponerse los pelos de punta? Miren la producción que le metieron a “Glory to Hong Kong”.
¿Pero hablaste de tecnología, no? Es aquí donde se innovaron las tácticas de protesta al punto de asombrar a la comunidad extranjera. Desde LIHKG, intercambiaban ideas y votaban por ideas, como por ejemplo, hacer picnics, hacer vigilias, o algo increíble, hacer memes.
Memes si. Memes del proyecto de ley contra la extradición que apelan a valores conservadores para que los ancianos de comprendieran mejor la protesta. Vayan alistando sus piolines. Crearon una aplicación móvil llamada HKmap Live que facilitaba la ubicación de la policía y los manifestantes antigubernamentales.
Después que ojo derecho de un manifestante fue destruido por la policía, crearon el movimiento #Eye4HK, pidiendo a personas de todo el mundo que se tomen una foto cubriéndose el ojo derecho y la compartan en las redes sociales para mostrar su apoyo.
Fue muy similar al movimiento #VaVedem, de Sibiu, creado en contra de la corrupción en Rumania. Los rumanos en el exterior replicaban los “ojos” de la protesta que “miraban” a los corruptos.
Se lanzó un juego en Steam , titulado Liberate Hong Kong , que permite a los jugadores jugar como manifestantes evitando a la policía antidisturbios.
Los los manifestantes en Hong Kong utilizaron la función AirDrop de los dispositivos de Apple para transmitir planfletos. En el transporte público enviaban a otros celulares que tuvieran la señal de Bluetooth abierta, panfletos y denuncias de brutalidad policial.
También se hacía por protocolos Bluetooth como Nearby en Android. Hice estos dos ejemplos para que vean como se veían las imágenes al llegar al celular de otro.
Con la posibilidad inminente de que el gobierno promulgue una ley de emergencia, incluidas medidas para cortar la conectividad a Internet, Hong Kong adoptó una app llamada Bridgefy que envía mensajes por Bluetooth y permite la transmisión de mensajes sin una conexión a Internet.
Finalmente cuando el mensaje llegaba a alguien con señal, el mensaje era subido a internet. Se usaron crowdfunding para poder pagar anuncios en los principales periódicos internacionales. Una de ellas fue poner anuncios en página completa en periódicos antes de la Cumbre del G20.
Se llegaron a poner anuncios de página completa en 13 importantes periódicos internacionales, incluidos Globe and Mail, New York Times, Le Monde, El Mundo y Kyunghyang Shinmun. Reunieron millones de dólares solo para esto.
Los residentes de Hong Kong recaudaron fondos para sufragar los honorarios legales y los gastos médicos de los detenidos y los manifestantes heridos, respectivamente. El Fondo de Ayuda Humanitaria 612 recaudó más de 12 millones de dólares de Hong Kong en un mes.
Todo esto que les comento sucedió en un lapso de aproximadamente seis meses. La gran mayoría de estas tácticas fueron desplegadas en los primeros dos meses. En sesenta días.
Las protestas de Hong Kong demostraron un alto nivel de innovación que tomaron las consignas populares tradicionales y las mezclaron con tecnología. A pesar de los resultados finales, fueron motivo de estudio y análisis por otros movimientos en los meses siguientes.
Para cerrar el hilo, los dejo con la versión completa de “Glory to Hong Kong” que tiene 2:10 de duración para que pueda ser compartido sin cortes en Twitter. Hasta en eso pensaron. Uno queda mareado.
Para más información pueden ir a mis historias de Instagram. En los highlights está mi reportaje de las protestas de Hong Kong (ganador del Premio MOJO a Periodismo de Viajes 2020) como historia 178 y la historia del movimiento #VaVedem con el número 219.
Les agradezco cualquier RT, like o difusión de este hilo. Para más historias, en mi bio pueden encontrar información de mi podcast, hilos de Twitter, Instagram, Patreon y OnlyFlans. Muchas gracias.
Una buena postdata: cuando tengan tiempo y curiosidad, busquen las pancartas que hacían los estudiantes de diseño gráfico. Miren el nivel. Que ayudaron a Las protestas de Hog-Kong

[Si deseas apoyar al periodismo emergente para que siga creciendo y contribuyendo  a la sociedad, puedes hacer tu aporte en ⇒ Vaki]

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *