Justicia

La suerte de Diego Cadena

La suerte de : Hoy el abogado del ex presidente Álvaro Uribe Vélez tuvo que comparecer al fin ante la justicia. Un caso mediático y lleno de periplos y apelaciones. A cadena se le acusa de haber comprado testigos para que rindieran testimonio a favor de Uribe.

La Fiscalía le imputó el delito de soborno en actuación penal y fraude procesal. Según la Fiscalía, en 2018, Cadena dio dinero a dos exparamilitares capturados para que declararan en favor del senador Uribe. No obstante ni Diego Cadena ni  su socio, el abogado Juan José Salazar aceptaron cargos y se irán a juicio.

María Elena Vélez, hermana del exparamilitar Carlos Enrique Vélez, alias “Víctor”. Su testimonio sería clave en un caso tan sensible.

“Lo único que yo sé, y soy sincera, es que una vez me llamó mi hermano Carlos y me dijo que me iba a llamar el abogado Diego Cadena”. Así comienza el escueto relato que le entregó a las autoridades en diciembre pasado María Elena Vélez Ramírez, hermana del exparamilitar Carlos Enrique Vélez, alias Víctor. Su testimonio resulta clave en el proceso que adelanta la justicia para establecer si hubo sobornos por parte del abogado Diego Cadena para torcer testigos en el expediente que se le adelanta al expresidente Álvaro Uribe Vélez en la Corte Suprema de Justicia por los delitos de fraude procesal y soborno. Se trata del último capítulo de un accidentado proceso judicial con capítulo propio en la Fiscalía. De hecho, la audiencia de imputación de cargos contra Diego Cadena está fijada para este lunes, 27 de julio.

El caso ha causado gran revuelo porque se le imputaron cargos pero se le dio casa por cárcel. La fiscalía comienza la audiencia diciendo que Diego Cadena era el encargado del abordaje de los testigos, en este caso de los paramilitares, y el abogado Juan José Salazar era el encargado de administrar y hacer los pagos. La suma que se le dio al señor Carlos Enrique Vélez, alias Victor, fue de 48 millones de pesos. Aunque se le prometieron 200 millones al paramilitar.

La maniobra que debía ejecutar Diego Cadena era la siguiente, según nos contó hoy el fiscal: Los dos paramilitares debía enviar cartas juramentadas con sus testimonios a la Corte Suprema de Justicia, favoreciendo al Senador Álvaro Uribe Vélez. Vulnerar y violentar el bien jurídico de impartir justicia.

 [Si deseas apoyar al periodismo emergente para que siga creciendo y contribuyendo  a la sociedad, puedes hacer tu aporte en ⇒ Vaki]

Si te ha gustado, ¡compártelo con tus amigos! No critiques, crea

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *