La crisis que enfrentan los Habitantes de los Municipios del Pacífico Nariñense Frente a la Pandemia Mundial COVID -19  

Para poner solo un ejemplo. En Bocas de Satinga municipio de Olaya Herrera, desde el mes de noviembre del año pasado la población no recibe servicio de agua potable, el motor de bombeo de la planta del acueducto que lleva el agua hasta el tanque elevado y que surte de este servicio a la población se encuentra en mal estado.



 El Shabbat 



Por: Jhonner Valencia Segura.


Hoy que el mundo vive una de las peores crisis humanitarias en términos de salvaguardar la vida, integridad y estabilidad de la sociedad frente a una pandemia declarada por la Organización Mundial de la Salud, los países del mundo se ven incapaces de preparar un sistema de salud que haga frente a los posibles picos de infectados que se avecinan. Situación que día a día se agrava por la forma en que el virus se prolifera.

Colombia, particularmente, es un país que en los últimos años enfrenta una crisis en su sistema de salud debido a la aplicación de políticas como la ley 100, por medio de la cual se hicieron reformas al sistema de salud del país, llevándola a su precarización, privatización y tercerización con la creación de las empresas prestadoras de salud. Grave situación que preocupa de especial manera a quienes vivimos en regiones aisladas donde hablar de un buen servicio de salud, en tiempos normales, es ya una cosa utópica

La costa pacífica colombiana, entre los que cuentan los diez municipios pertenecientes al Departamento de Nariño, y que en su mayoría está conformada por afros, indígenas y en un porcentaje muy bajo mestizos; toda esta una población de 500.000 mil habitantes que desde antes de la pandemia ya han sido olvidados y abandonado por el Estado colombiano. Careciendo así de todos los servicios básicos que como colombianos debe brindar no como regalo, sino como derecho constitucional y esencial que el Estado debe brindar a sus habitantes para que de esta manera puedan tener una vida digna.

La crisis que enfrenta el mundo con el COVID – 19, nos hace ver con mayor preocupación la manera como el gobierno local, regional y nacional calla en lo referente a la atención del sistema de salud para los habitantes de la costa pacífica nariñense. Entendiendo lo anterior como una necesidad para nuestra comunidad, a continuación me permito mencionar las principales necesidad de nuestra comunidad, esto esperando que la ausencia de acciones para con nosotros sea solamente por la ignorancia natural del Estado sobre nuestra realidad.

  • Nuestros municipios carecen de todas estas posibilidades; no poseemos servicios de acueductos, y en los pocos donde se presta este servicio se hace cada ocho días, y en otros municipios tienen meses que no se presta.

Para poner solo un ejemplo. En Bocas de Satinga municipio de Olaya Herrera, desde el mes de noviembre del año pasado la población no recibe servicio de agua potable, el motor de bombeo de la planta del acueducto que lleva el agua hasta el tanque elevado y que surte de este servicio a la población se encuentra en mal estado. La administración municipal hasta el momento no da ninguna solución a la problemática, Toca abastecerse comprando agua del rio para poder contar con este preciado líquido en las casa y hacer nuestras actividades diarias pagándonosla a costos muy elevado hasta $ 20.000 mil pesos por mil litros, en lo entendido que esta agua es totalmente contaminada careciendo de los mínimos procesos de tratamientos, ya que esta se toma directamente del rio.

Lo otro es que la planta de tratamiento está convertida en base militar hace más de un año, impidiendo que la población pueda acceder al agua tratada que esta almacenada en dicha planta aunque sea en canecas o baldes.

 

  • No contamos con servicios de salud adecuada, nuestros centros hospital carecen de los elementos mínimos para prestar servicios de emergencia, peor aún en este caso cuando los médicos no están capacitados ni cuentan con los mínimos elementos para detectar este tipo de contagio. Si se presentase algún caso de contagio, no se cuenta con las mínimas condiciones para su atención y menos el traslado a los lugares donde se le pueda prestar atención.
  • La crisis alimentaria que se puede enfrentar es otro tema que preocupa. Para el caso de los municipios de la Subregión Sanquianga, Nuestros alimentos son traídos desde el puerto de buenaventura a través de barcos de cabotaje; y con respecto a los municipios del triángulo de Telembí, son transportados a través de carreteras y trochas por pequeños y grandes camiones; estos alimentos llegan a nuestros municipios a altos precios, debido a los onerosos costos del combustible. Con la preocupación de que debido a restricciones del gobierno, hoy estaríamos abocados a que estos alimentos comiencen a escasear y los pocos que puedan llegar a nuestros municipios sean a precios mucho mayor.
  • EL PAQUETE DE MEDIDAS SOCIAL que el gobierno nacional está impulsando para enfrentar la crisis que ha generado esta pandemia del COVID – 19, no vemos en qué esta nos benefician.
  • Llamamos nuestro Alcalde, Gobernador y Presidente de la república e instituciones del orden Nacional, Departamental y Local, y al mismo tiempo denunciamos ante los entes como la Procuraduría, Defensoría del Pueblo y Fiscalía y Organizaciones del Orden Internacional defensores de derechos humanos, para que tomen correctivos y actúen en favor de la población ante  la forma irresponsabilidad de nuestros mandatario frente  A como nos excluyen y abandonan a nuestra suerte ante la gravedad y vulnerabilidad que se encuentra la población del pacifico con respecto a la pandemia del COVID – 19.
  • Es una exclusión y violación sistemática de los derechos fundamentales y constitucionales, responsabilidad que tiene el estado colombiano con nuestros municipios y deuda que durante décadas tiene el estado con nosotros.
  • Esperamos pronta solución y pronunciamiento de los entes responsables de salvaguardar la vida e integridad de la población Afro, Indígena y Mestizos que habitan en nuestros territorios.

[Si deseas apoyar al periodismo emergente para que siga creciendo y contribuyendo  a la sociedad, puedes hacer tu aporte en ⇒ Vaki]

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *