Periodismo

Julio Sánchez Cristo es mencionado por alias ‘Juvenal’ en expedientes judiciales de EE.UU. como presunto receptor de dineros de la familia Ochoa Vásquez



 El Shabbat 



Publicado originalmente en La Nueva Prensa


Julito, no me cuelgues”, la biografía no autorizada de Julio Sánchez Cristo que el periodista colombiano Gonzalo Guillén prepara en forma de libro con un prestigioso escritor radicado en Argentina, cuyo nombre no ha sido revelado, será la base de una serie de televisión que rodará una productora española.

Uno de los capítulos del libro de Guillén se refiere a que el asesinado narcotraficante , alias “Juvenal”, (testigo estrella del gobierno de los Estados Unidos contra el condenado narcotraficante ), en carta a un Fiscal Federal señaló al periodista radial colombiano Julio Sánchez Cristo de recibir dinero de la familia del narcotraficante a cambio presumiblemente de tergiversar información.

Julio Sánchez Cristo dirige el show radial de la mañana, de lunes a viernes, en la emisora colombiana La W.

La afirmación de Bernal Madrigal está en una carta al fiscal federal Ricardo del Toro, miembro del equipo que acusó y consiguió la condena de Ochoa Vásquez.

En 2007, Bernal Madrigal también entregó ese testimonio escrito a sus abogados, a otros fiscales de la causa, al gobierno de Estados Unidos y, por último, lo depositó en un juicio civil por medio del cual Fabio Ochoa intentó en vano tumbar la sentencia de agosto de 2003 que lo condenó a 30 años de prisión por trata de personas, conspiración, delincuencia y distribución de cocaína.

Bernal Madrigal expuso en la carta que fue avisado por el agente de la DEA Minh T. Nguyen, en el sentido de que la familia Ochoa acudiría a Sánchez Cristo para que lo entrevistara como testigo de cargo con el objeto deliberado de hacerlo caer en contradicciones que serían utilizadas para tratar de anular la condena de Fabio Ochoa.

Minh T. Nguyen dirigió la célebre Operación Milenio, en la que cayeron Ochoa, el mismo Bernal Madrigal y otros.

Una parte del escrito judicial de Bernal Madrigal al fiscal del Toro, dice:

    “La familia Ochoa le estaba dando dinero a Julio Sánchez Cristo para que él me entrevistara y sacarme información diferente a lo dicho y así poderme agarrar en una imprecisión o contrariedad en mi testimonio en el juicio, de esta forma los Ochoa se agarrarían de esto para pedir un nuevo juicio para Fabio y desestimarme como testigo por haber mentido o proferido falso testimonio”.

Más adelante, añade:

Y esto Ricardo [del Toro] es muy delicado porque yo. solo yo sé los kilos que aportaban Fabio Ochoa en cada ruta o vuelta.

 “Le informé a Carlos Ramón [Zapata] que es el amigo de Julio Sánchez Cristo que le dijera que yo no podía darle la entrevista. El agente Minh [T. Nguyen, de la DEA] también habló con Carlos Ramón sobre esto”.

Facsímil de la carta de Bernal Madrigal al Fiscal Federal Ricardo del Toro.

 

La familia Ochoa Vásquez montó en su momento una vistosa campaña de publicidad y propaganda en Colombia para tratar de salvar a Fabio Ochoa de la acción de la justicia de Estados Unidos.

 

El mencionado Carlos Ramón Zapata, alias “El Médico”, es uno de los narcotraficantes en cuyas vidas se inspiró la popular serie de televisión “El cartel de los sapos”.

El agente Minh, que menciona Bernal Madrigal en su escrito judicial, es el oficial de la DEA Minh T. Nguyen, quien dirigió la Operación Milenio, en el transcurso de la cual fue arrestado Ochoa, extraditado a Estados Unidos y condenado. En su tiempo, esa acción fue calificada como uno de los golpes más grandes propinado al narcotráfico colombiano.

El testimonio con el que Bernal Madrigal hundió a Ochoa se refiere a que ambos hicieron dos envíos de cocaína a los Estados Unidos, los que sumaron 150 kilogramos. El primer despacho llegó entre una exportación de pulpas de futa.

Esta versión fue respaldada en el juicio que tuvo lugar en Miami por el entonces director de la DEA en Colombia, Leo Arreguín, así como por el agente Mark Naper –– quien hizo parte de la operación Milenio––y los agentes antiodrogas colombianos Federico Arias López y María Luisa Restrepo.

Bernal Madrigal fue asesinado por sicarios en noviembre de 2012, cuando se encontraba en un restaurante cerca a Sopó, al norte de Bogotá, tras haber purgado en Estados Unidos una sentencia rebajada de 174 meses de cárcel debido a que aceptó ser testigo de cargo del gobierno de Estados Unidos. Todos atestiguaron ante el juez federal de la causa, Michael Moore.

Fabio Ochoa Vásquez se encuentra preso en Estados Unidos y en los años 80 y 90 dirigió el Cartel de Medellín con sus hermanos Juan David y Jorge Luís, así como con los también narcotraficantes Pablo Escobar, Carlos Lehder y José Gonzalo Rodríguez Gacha.

Julito, no me cuelgues” dedicará buena parte de sus páginas a diversas fiestas, relaciones y tratos de Sánchez Cristo con variadas mujeres.

     La Nueva Prensa contactó ayer a Julio Sánchez Cristo por medio de su correo personal y el de su ayudante, Juan Pablo Calvás, para que tuviera la oportunidad de expresar su punto de vista, pero no respondió.

Si te ha gustado, ¡compártelo con tus amigos! No critiques, crea

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *